02 Feb 2017

Proceso Autodestructivo

0 Comment

Cada vez que “volvemos a las andadas” —nuestra manera de decir que hemos vuelto a recurrir a la adicción— se pone en marcha el mismo proceso autodestructivo. Empezamos otra cuenta atrás que nos lleva a una situación que sólo empeora con el paso del tiempo. Por mucho que nos esforcemos por evitarlo, el mecanismo autodestructivo se vuelve a disparar, y en algún momento alcanzaremos ese punto del que nos resultará imposible salir.

Si como consecuencia de todo esto, se apodera de ti un sentimiento de desesperación, puede indicar que por primera vez en tu vida estás dispuesto a admitir la verdad sobre tu persona. Así de grande era el grado de desesperación que teníamos que alcanzar antes de estar en condiciones de liberarnos. Si nos limitamos a nuestros propios recursos, el pronóstico es muy grave. Sólo hay esperanza para aquellos que verdaderamente desean curarse, y es a ellos a los que se la ofrecemos: la liberación del poder de la adicción, la desaparición de la culpa y la vergüenza, el poder sobre el mal y la libertad de hacer el bien, y la posibilidad de vivir a gusto con nosotros mismos, con los demás y con Dios. Esto es precisamente lo que la fraternidad de los pasos nos da cuando los convertimos en nuestro modo de vida. (Libro Blanco pág. 57)

[top]

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Leer más
De la Atracción por el Mismo Sexo al Don de la Fraternidad

Como mi Atracción por el Mismo Sexo (AMS) se ha transformado, con mi recuperación del sexolismo, en una nueva relación conmigo...

Cerrar